Menú

Aprende a cuidar los frenos de tu auto

Al manejar, tu seguridad es lo más importante, es por eso que uno de los elementos que más relevancia tienen cuando estamos al volante son los frenos, pues no sólo son útiles ante emergencias, sino que su correcto funcionamiento es esencial en el día a día. Aquí te enseñamos cómo cuidar el sistema de frenos de tu auto. 


Tipos de frenos

Primero conozcamos los tipos de frenos que debemos cuidar en nuestro auto.

1. Rotores de frenos de disco 

Los rotores de freno de disco son los más comunes actualmente. Para desacelerar o detener el vehículo en su totalidad, al pisar el pedal liberan líquido de freno que se dirige por mangueras a los pistones, estos empujan las balatas generando fricción contra los discos para detener el auto.  

2. Frenos de tambor 

Aunque hoy en día son menos la cantidad de autos que lo utilizan, siguen en el sistema de frenos utilizado en las llantas traseras de algunos autos compactos. Su manera de frenar acciona de la siguiente manera: hay un freno de tambor colocado en cada rueda del vehículo y al frenar, la balata se empuja sobre la superficie giratoria del freno de tambor, de manera que juntos crean la fricción necesaria para detener el vehículo. 


¿Cómo cuidar mis frenos?

Como pudimos ver anteriormente, cuando presionamos el pie en el pedal para desacelerar los frenos generan fricción. Esta fricción a la larga desgasta los discos y las balatas. Para cuidar estas piezas podemos ejecutar ciertas acciones al manejar para disminuir ese desgaste: 

Evita frenar bruscamente 

Esto desgasta los frenos rápidamente ya que el incremento del calor es mayor y es generado en mucho menor tiempo, así que procura disminuir la velocidad antes de frenar. Tomar distancia de los autos de enfrente, respetar los límites de velocidad y anticipar tu ruta evitará que debas hacer frenados de emergencia o de pánico.   

 

Mantente atento al pisar el pedal  

Existen algunas condiciones que pueden generar un mayor desgaste no solo de discos y balatas sino del sistema completo, por ello, cuando comiences a sentir vibraciones en el pedal del freno cuando lo presionas, es importante que busques el apoyo de un experto para que diagnostique el problema y por ende se solucione y así evitar daños. 

Por esto, también destacamos la importancia de revisar
nuestro sistema de frenado periódicamente: 

Revisa el líquido de freno 

Cuidar el nivel del líquido de frenos ayuda a mantener en buen estado los discos y su funcionamiento. Por otro lado, un líquido de frenos saturado de humedad o completamente sucio y degradado genera pérdida de potencia en el frenado, en estos casos su reemplazo es de suma importancia. 

Revisa las balatas 

Es normal que con la fricción generada en los discos las balatas se desgasten. Procura revisarlas cada 20,000 km recorridos. Las balatas con menos de 3mm de espesor requieren ser reemplazadas por unas nuevas lo antes posible. 

Revisa el estado de tus discos en cada cambio de balatas 

Al igual que con las balatas, el desgaste de los discos es normal por el uso. En cada cambio de balatas es importante realizar el rectificado de los discos siendo imprescindible verificar que estos no rebasen el espesor mínimo indicado por el fabricante ya que el uso de discos delgados genera un incremento considerable en la temperatura de operación que puede dañar el sistema de frenos. 

Ahora que ya conoces cómo cuidar los frenos de tu auto, te invitamos a revisar la variedad de refacciones y accesorios para tu sistema de frenos disponibles en AutoZone. Recuerda que puedes acercarte con cualquiera de nuestros AutoZoners si tienes alguna duda o deseas información respecto a alguno de nuestros productos.  

Con AutoZone Vas a la Segura.  

Los consejos, guías paso a paso, videos y la información referente al cuidado del automóvil publicada en autozone.com.mx/expertips se presentan como recursos útiles para el mantenimiento general y reparaciones automotrices desde una perspectiva general y debe seguirse bajo su propio riesgo. La información que compartimos es precisa y verdadera según el mejor conocimiento de AutoZone; sin embargo, puede haber omisiones u errores. Asegúrese de consultar el manual de propietario o la guía de reparación de su vehículo, solicitar más información en una tienda AutoZone cercana o a un mecánico profesional para una reparación específica en el vehículo. Consulte el manual de servicio para obtener información específica de diagnóstico, reparación y herramientas para su vehículo. Al realizar un trabajo, siempre calce las ruedas antes de levantar el auto. Siempre desconecte el cable negativo de la batería antes de dar servicio a una aplicación eléctrica para proteger sus circuitos eléctricos en caso de que un cable sea perforado o puesto a tierra accidentalmente. Tenga cuidado al manipular baterías de automóviles. Bajo condiciones normales de uso de la batería, los componentes internos no presentan riesgos a la salud, en caso de rotura de esta o como prevención recuerda que los componentes internos son ácido sulfúrico y plomo. El ácido sulfúrico puede causar quemaduras en la piel y lesiones oculares, es nocivo en caso de ingestión en contacto con piel o si se inhala, no comer, beber o fumar cuando se esté en contacto con el producto. Utilice siempre el equipo de protección personal para la cara y ojos, guantes, ropa protectora y trabaje en un área bien ventilada. Si tiene contacto con la piel enjuague con grandes cantidades de agua durante al menos 15 minutos. Quítese completamente la ropa contaminada incluyendo los zapatos. Si los síntomas persisten, busque atención médica. Si tiene contacto con los ojos, enjuague inmediatamente con grandes cantidades de agua por al menos 15 minutos mientras levanta los párpados. Busque inmediatamente atención médica. No use ropa suelta o accesorios que cuelguen al trabajar en su vehículo.